Cómo pagar el impuesto de circulación

Zaragoza 2018

Con la apertura del calendario fiscal y la llegada de los primeros recibos surgen algunas dudas sobre el pago del impuesto de circulación en Zaragoza. Para empezar hay que decir que este impuesto, se encuentre pagado o no, no es obligatorio llevarlo en el vehículo. Cabe recordar que la documentación obligatoria que tenemos que llevar en nuestro vehículo es:

1. Permiso de conducir

2. Permiso de circulación

3. Ficha técnica del vehículo

En cuanto al impuesto de circulación es de actualización anual y están sujeto a su pago en el año natural quienes sean titulares de un vehículo durante los quince primeros días del año. 

Es decir, que si vendemos nuestro coche en febrero no estamos exentos de pagar el impuesto de circulación.

Cuanto tengo que pagar de impuesto de circulación

El importe del impuesto de circulación depende de la relación de la potencia y los caballos del vehículo. A raíz de este cálculo el Ayuntamiento de Zaragoza establece unos tramos de pago de manera que un vehículo de entre 8 y 11,99 caballos fiscales (lo más habitual) paga 62,30€. A mayor potencia del vehículo mayor será el importe del impuesto de circulación.

Los vehículos híbridos y eléctricos tiene bonificaciones durante un determinado tiempo por lo que conviene informarse sobre las mismas. A continuación dos tabulas con el precio del impuesto de los vehículos más habituales:

Lo aconsejables domiciliar este recibo en nuestro banco, para ello, una vez que recibamos la correspondiente carta del Ayuntamiento de Zaragoza donde nos informan del importe del impuesto de circulación debemos acudir a nuestro banco y solicitar en caja la domiciliación de dicho recibo. De esta forma el Ayuntamiento nos pasará el cargo de manera automática cada año (entre los meses de abril y septiembre). 

En caso de que no deseemos domiciliarlo simplemente pagaremos el impuesto en la correspondiente ventanilla en el Seminario o a través del cajero o banco cada año, eso sí, tendremos que estar atentos de abonarlo cada año. Hay que recordar que el pago voluntario de este impuesto se realiza entre el 15 de abril y el 15 de septiembre.

Finalmente, en caso de que ya no tengamos el vehículo por robo del mismo o porque lo hemos vendido tendremos que informar al Ayuntamiento de Zaragoza de que no tenemos dicho vehículo -deberemos poner denuncia en el caso de robo o sustración- para que no nos pasen el impuesto de circulación. Este trámite lo puede hacer nuestra propia compañía de seguros.

0 Shares:
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You May Also Like